¿Por qué los Robots o la Inteligencia Artificial nunca serán como el hombre?

Robtos, inteligencia artificial y hombres

Hola.

La tecnología es hija de la Humanidad. Pero, ahora que empieza a crecer, el riesgo es que se convierta en el sustituto del hombre.

Más de una vez me habrás oído decir que corremos el riesgo de ser los últimos especímenes del Homo sapiens, ya que sin quererlo hemos creado el Homo artificialis.

En este videoartículo verás por qué nunca las máquinas o las inteligencias no humanas conseguirán ser como el hombre.

¿Quieres saber por qué?

500 palabras y un vídeo de 3 minutos te lo explican.

¿Estás [email protected]?

¿Qué es ser humano?

¿Sabes que en el cerebro humano hay más de 100 billones de neuronas? ¿Y sabes que usando ingeniería cognitiva o CRISPR u otras tecnologías podríamos hacer que el cociente intelectual (IQ) medio del ser humano, que es de 70 a 130, pasara a más de 1.000?

La pregunta no es cuándo ocurrirá esto. Ya te contesto yo: sobre el 2050 ya se habrán dado los primeros pasos. La pregunta es: si hacemos esta manipulación, ¿seguiremos siendo humanos? ¿Qué nos define como humanos?

Te he planteado el escenario biológico, pero podría haberte planteado el escenario biónico, en el que el robot, la Inteligencia Artificial, se fusiona con el cuerpo y mente del hombre. Las preguntas serían las mismas.

Los valores, ética y sentimientos del ser humano son lo que nos diferencia de las máquinas.

Un robot o una IA no tiene ética, ni normas. No cree en nada. Desconoce y desconocerá la empatía, la compasión, el amor o el odio.

De hecho, el hombre vive su vida de acuerdo a unos valores, creencias, pensamientos, sentimientos, mientras que la vida artificial vivirá su vida de acuerdo a unos datos y unos algoritmos (inteligentes o no).

La tecnología no entiende de felicidad, auto-realización, plenitud espiritual, por decir algo; solo entiende de lógica, acciones racionales, completar o no completar tareas, eficiencia…

Déjame que te lo diga de otra forma: nadie, ni nada, puede entender lo que es la felicidad si no la experimenta, si no la siente.

Y te aseguro (lo que no te aseguro es que tú y yo lo podamos ver) que llegará un momento en que la vida artificial tenga la capacidad de actuar como humanos, simulando comportamientos humanos. Eso lo traerán las redes neuronales, el deep learning y alguna tecnología nueva de la que aún no sepamos nada.

Pero recuerda: “simular” no es lo mismo que “ser”.

¿Pero corremos el riesgo de ser sustituidos por la tecnología?

William Gibson, prolífico autor de novelas de ciencia ficción (quizás te suene “Neuroamante”, la primera vez que apareció la palabra “ciberespacio”), dijo:

“Las tecnologías son moralmente neutras hasta que los humanos las aplicamos.”

Por lo tanto, sí corremos el riesgo de que la tecnología acabe con nosotros.

Pero no por ella misma. No porque, tal y como cuentan las películas, una mente artificial más potente y sabia que nosotros (o sea, un Skynet) nos quiera aniquilar, esclavizar o similar. Sino porque seremos nosotros mismos, los humanos, los que la usaremos, o lo que es peor, le enseñaremos cosas que no benefician a la humanidad.

Te lo pongo más simple.

¿A que no dudas ni un segundo de que el desarrollo total de la tecnología en el ámbito de las baterías o energía solar o eólica es un increíble beneficio para la raza humana, ya que nos permitirá no condenar nuestra sociedad y crecimiento a la energía, tal y como hacemos ahora con la energía fósil?

Pero si te preguntara lo mismo sobre Big Data o IoT, quizás ya no tendrías tan claro que estas tecnologías pueden ser beneficiosas para la humanidad o le pueden crear problemas.

Está claro que el Big Data y el IoT por sí solos no son malos y nos traen buenos beneficios a nuestra sociedad, más bien maravillosos beneficios para la humanidad. Pero lo mismo: si la información recogida por IoT y procesada por Big Data empieza a utilizarse para clasificar, catalogar, forzar, predisponer o influir a los humanos de alguna forma, entonces ya no nos parece tan buena, ¿verdad?

Así que, al igual que los humanos debemos definir lo antes posible (antes de que la tecnología evolucione más) lo que significa ser humano, deberíamos hacer lo mismo con cualquier tecnología que desarrollemos.

Deberíamos plantearnos una serie de preguntas que nos garanticen que dicha tecnología, o quizás mejor dicho el uso de dicha tecnología, no perjudique a la humanidad.

Preguntas como las que plantea Gerd Leonhard:

  • ¿La tecnología, o ese uso específico, viola los derechos humanos?
  • ¿La tecnología, o ese uso específico, perjudica la relación del hombre con la tecnología o la mejora?
  • ¿La tecnología, o ese uso específico, valora más la eficiencia que la humanidad? O, dicho de otra forma, ¿automatiza valores esenciales del ser humano?
  • ¿La tecnología, o ese uso específico, da más valor al desarrollo empresarial que a los valores éticos humanos más básicos?
  • ¿La tecnología, o ese uso específico, sustituye la felicidad humana por valores de consumo, empresariales u otros?
  • ¿La tecnología, o ese uso específico, automatiza tareas o acciones que deberían ser realizados por personas y no máquinas? (P. ej., robots curas o psicólogos de IA, en lugar de hombres tratando con hombres.)

¿Pero qué nivel de riesgo tenemos de desaparecer o ser absorbidos por la tecnología?

Riesgo mucho, si no sabemos usar la tecnología para ayudar a nuestra especie a evolucionar conservando lo que nos define como humanos.

Pero déjame que te diga una cosa: mientras que el ser humano sea capaz de hacer lo que ves en este vídeo, al menos yo estaré tranquilo. Porque jamás veremos ningún robot o ser artificial haciendo esto:

Antonio Ramírez, FutturnautaY ya sabes, yo estoy aquí para darte conocimiento, información y hacerte reflexionar con mis preguntas. Pero eres tú el que, con todo ello, diseñarás y crearás tu propio futuro.

 

 

 

 

 

 

 

Otras entradas interesantes:

«
»

Un comentario a “¿Por qué los Robots o la Inteligencia Artificial nunca serán como el hombre?”

juan jose cima prado @ 8 de febrero de 2018 1:46

Soy un poco mas escéptico sobre que la humanidad tengamos la capacidad de organizarnos para identificar, a tiempo, lo que puede ser contraproducente para nuestra especie pero me da razones para dedicarle una pensada. Muy bueno el articulo. Gracias

Enviar un comentario a
“¿Por qué los Robots o la Inteligencia Artificial nunca serán como el hombre?”